Criterios para elaborar vídeos adaptados a cada red social

Facebook está comiendo terreno a Youtube como plataforma de difusión de vídeos, si bien la web de Google todavía es líder indiscutible. Más lejos quedan Vine (Twitter), Instagram, Vimeo o Twitch (Amazon). Sea como fuere, las diversas posibilidades que existen obligan al productor de vídeos a seleccionar con cuidado la plataforma de distribución.

Sirvan estos consejos para tomar la mejor decisión:
– Si el vídeo es solo para insertarlo como publicidad en otros vídeos, la plataforma más barata es actualmente Facebook, porque permite segmentar a niveles increíbles. Debo este consejo a David Lahoz.

– Es mejor publicar los vídeos de forma nativa en cada plataforma. Es decir, subirlos a cada una de ellas. Hasta ahora era habitualmente suficiente con cargarlos en Youtube o Vimeo y después republicarlos desde allí. Pero Facebook lo penaliza ahora a favor de los vídeos nativos de su red, que tienen ventaja en su algoritmo, con lo que son más visibles y captan mayor engagement.

– Los vídeos nativos de Facebook tienen algunas diferencias sobre los de Youtube. La principal es que se reproducen automáticamente cuando el usuario abre su muro personal (timeline). Lo hacen sin sonido, por lo que es importante colocar al principio imágenes de personas que están hablando para que el internauta, picado por la curiosidad, pinche sobre ellos para poder activar la voz. De esta manera se logra el máximo engagement.

– Vine, Twitter o Instagram son ideales para vídeos cortos que no requieren ninguna producción y simplemente recogen el encanto de un determinado momento. Los de Vine duran solo 6 segundos, por 30 segundos los de Twitter y 15 los de Instagram. Estos vídeos se reproducen indefinidamente para compensar su escasa duración, por lo que se parecen más a un anuncio de televisión que a otra cosa. Los de Vine se inician automáticamente, pero los de Instagram y Twitter no funcionan de la misma manera y requieren que el usuario presione el correspondiente botón. La principal ventaja de estos vídeos es que cada app incorpora herramientas de edición relativamente sencillas, incluyendo el famoso Hyperlapse de Instagram, que permite unir diversos fragmentos en un único vídeo sin que apenas se noten los “cosidos”.

– Vimeo es una plataforma con una comunidad de especialistas. Es el sitio ideal para los vídeos de calidad pero no tanto para los que buscan audiencias importantes. Ahí se imponen Facebook y sobre todo Youtube. Vimeo puede ser la plataforma adecuada para subir un único vídeo que vende una compañía desde su web corporativa, pero no lo es si se busca la máxima difusión. No hay que olvidar, en este sentido, que el segundo buscador más popular del mundo es Youtube, solo por detrás del propio Google, que también privilegia a sus vídeos.

– Twitch, que pertenece a Amazon, es el sitio adecuado para videojugadores. Es una plataforma de nicho. En este sentido, me sigue sorprendiendo que Linkedin no haya entrado todavía en esta guerra, auque como ya he dicho varias veces, creo que el problema de esta red social es precisamente su escaso dinamismo y relativa incapacidad para captar audiencias masivas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *